FURILO ESTÁ AQUÍ PARA PROTEGERLES Y SERVIRLES

lunes, 28 de septiembre de 2009

Roman Polanski detenido

El director de cine fue detenido este sábado en Suiza, concretamente en el aeropuerto de Zurich, a donde había llegado para recibir un premio en el festival de cine de esa ciudad, y ahora está a la espera de ser extraditado a los Estados Unidos, si bien, fuentes del Ministerio de Justicia del país helvético, señalaron que el cineasta puede apelar la decisión.

Polanski fue arrestado en relación con la orden de arresto emitida desde EEUU contra él en 1978 por evadir los términos acordados tras declararse culpable de mantener relaciones sexuales con la menor de edad, Samantha Geimer. El caso se remonta a 1977, cuando los padres de una adolescente de 13 años interpusieron una querella contra Polanski, acusado de drogar y violar a la joven modelo. El director de "El pianista" se declaró entonces culpable de "relaciones sexuales ilegales", por lo que fue enviado a prisión en "evaluación" durante tres meses, aunque sólo pasó 47 días, al haber pagado la fianza.

A finales de 1978, al día siguiente de una reunión entre sus abogados y un juez que había dejado entender que quería volver enviarlo a la cárcel, Polanski tomó un avión hacia Europa y nunca más volvió a pisar suelo estadounidense.

El Tribunal Superior de Los Ángeles desestimó el pasado mayo, de manera definitiva, la petición de los abogados de Polanski para sobreseer los cargos por abuso sexual. El juez Peter Espinoza ya había rechazado en febrero pasado la solicitud de la defensa al entender que Polanski tenía que comparecer primero ante la Corte en persona para responder sobre lo ocurrido hace 30 años.

La niña que declaró haber sido violada por Polanski cuando tenía 13 años es ahora una mujer casada y madre de tres hijos. Según informa el diario Telegraph, Geimer, de 45 años, ha apelado repetidas veces a la justicia para que se archive la causa. Geimer había dicho en su última entrevista que le ponía triste tener que recordar aquellas experiencias, primero al gran jurado y luego a la Policía. En enero, la mujer rellenó una declaración legal donde formalmente pedía que los cargos pendientes contra Polanski fueran retirados.

Ya veremos en qué queda todo esto.

2 comentarios:

Mythos dijo...

Quizá lo mejor sería archivarlo como pide la propia víctima pero creo que lo justo es que se celebrase de una vez el juicio y se dictase una sentencia y que no se dejase entrever que siendo rico, famoso e importante puedes hacer lo que quieras. Que sea un destacado director de cine, para mí no tanto, "y respetable" como ahora dice su abogado no debería significar que este por ello por encima de la ley. Pero, como digo, tal vez sería mejor cerrar el caso pero siempre que esta persona dé, después de 30 años, la cara.

charlie furilo dijo...

Lo lamentable es que hayan pasado 30 años y todavía el asunto no esté zanjado, máxime cuando creo que se le podría haber detenido mucho antes (de la misma forma que se ha hecho ahora) y llevado ante el tribunal para resolver el asunto en uno u otro sentido.