FURILO ESTÁ AQUÍ PARA PROTEGERLES Y SERVIRLES

jueves, 30 de diciembre de 2010

Reseña: "The Walking Dead" (1ª Temporada)

Seguro que algunos de vosotros os preguntabais ¿y después de la brasa que ha dado este pavo con los dichosos muertos vivientes donde coño está la reseña?

Podeis tener por seguro que mi intención era publicarla bastantes días atrás, pero el nacimiento de mis retoños lo trastocó (evidentemente, para bien). De hecho, la noche que mi mujer se puso de parto había comenzado a ver el 6º y último capítulo de la serie, que no retomé hasta unos días más tarde. Dicho lo cual, vayamos al turrón (por cierto, si no has visto la serie, no sigas leyendo porque no me voy a cortar con los SPOILERS; lo siento pero me veo incapaz).

Vaya por delante que soy un fan irredento del cómic de Robert Kirkman y Charlie Adlard (y Tony Moore), que considero una jodida obra maestra del género, de lo mejor (sino, directamente lo mejor) que se publica en la actualidad y que ha salido a la luz en años. Ante tal afirmación se podría pensar que sólo quedaría satisfecho si la adaptación televisiva fuera totalmente fiel al tebeo, renegando de toda variación, añadido o desviación del material original. Nada más lejos de la realidad. Personalmente no le veo ningún interés a realizar un mero calco o fotocopia en imágenes de lo visto en viñetas: para ese camino no hace falta alforjas y prefiero releer una y otra vez los tomos de la colección. Siempre que la adaptación se mantuviera fiel al espíritu del cómic de Kirkman y respetara ciertos sucesos fundamentales no tendría mayor problema. Y bien, la pregunta que todos os estaréis haciendo es ¿ha quedado satisfecho, Sr. Furilo, con la serie de AMC? Rotundamente sí. ¿Que podría haber sido mejor? También, pero en modo alguno creo que el resultado haya sido decepcionante.


Un servidor la ha disfrutado como un enano, sorprendiéndose tanto con el material "nuevo", como rememorando las viñetas y sucesos del tebeo, aunque se me ha hecho cortísima (no en vano sólo han sido 6 episodios, que vienen a trasladar el primer volumen del cómic de Kirkman, "Días Pasados", dibujado por Tony Moore, concretamente). Debo decir que ni es la obra maestra que algunos postulan por ahí, ni tampoco la decepción absoluta de la que otros reniegan furibundamente por allá. Simplemente, es una gran adaptación del cómic (bastante más fiel de lo que parece, pese a lo que se diga), realizada con sumo mimo y cuidado, de enorme calidad artística y técnica, con abundantes dosis de gore y violencia, en la que no se han escatimado medios ni presupuesto, y que espero sirva para sentar los pilares de las siguientes temporadas, con las que ojalá si que alcance la categoría de obra maestra de la televisión.

Es cierto, que la serie empezó de manera magnífica, con un excelente primer episodio "Days Gone Bye" (dirigido por Frank Darabont), siguiendo con un vibrante 2º capítulo ("Guts") bajando algo el nivel en el 3º, "Tell it to the Frogs" (de ritmo más pausado y de profundización de los personajes y los conflictos surgidos entre ellos) y repuntando a lo grande con "Vatos", el sensacional 4º (guionizado por Kirkman), pero quedando algo lastrada por los dos últimos capítulos ("Wildfire" y "TS-19") algo más flojos (sobre todo, el último, en mi opinión el más insulso e intrascendente de la temporada), pero en todos y cada uno de los capítulos hay escenas y momentos realmente impagables (violentos, trágicos y emotivos), tanto herederos de las viñetas del cómic como totalmente novedosos. En cualquier caso, es un producto totalmente recomendable e imprescindible, que creo gustará tanto a los fans del cómic como a los neófitos.

Sentado esto, pasemos a comentar "The Walking Dead" un poquito más en profundidad.


Como creo ya he dicho por aquí en alguna ocasión, la serie (pese a sus innovaciones o variaciones respecto del material original) es profundamente respetuosa con la esencia del cómic, y cuando digo esto no me refiero a la totalidad de los 72 números publicados en España, sino al primer tomo que es el adaptado a la pequeña pantalla (y que recopila los 6 primeros números de la colección). Ese primer volumen, que no es ni de lejos el mejor de la colección (está a años luz de la calidad y profundidad que, paso a paso, ha adquirido la obra de Kirkman), está fielmente adaptado por Frank Darabont y el resto de guionistas, y además, creo, mejorado y completado con nuevos personajes y situaciones, que proporcionan un satisfactorio elemento de novedad o sorpresa para los conocedores del cómic.


Prácticamente todo los hechos fundamentales que suceden en el primer volumen del tebeo ocurren también en la adaptación televisiva: el despertar del coma de Rick Grimes en mitad de un apocalipsis zombi, su encuentro con Morgan y su hijo, la zombi mutilada que ajusticia Rick, su llegada a Atlanta a lomos de un caballo donde conoce a Glenn, el momento "vísceras" de ambos, el reencuentro del policía con su familia, el zombi devorando el ciervo, las mujeres lavando la ropa, la cabeza zombi cortada todavía viva, el regreso a Atlanta en busca de armas, el grupo charlando al calor de la hoguera, cuando Lori le devuelve el anillo de compromiso a Rick, la muerte de Amy o Jim, el trío Rick-Lori-Shane, la relación entre Dale y Andrea, y así podría seguir un buen rato.

La principal (y creo más polémica) desviación del cómic es la no-muerte de Shane y lo relacionado con el CDC. Sin embargo, no veo con malos ojos que Shane (personaje infinitamente mejor desarrollado en la serie y con el que logras empatizar bastante más que en el cómic, en su rol de amante, padre y líder destronado con la "resurrección" de Rick) continúe unos cuantos capítulos más, pues puede dar de sí mucho juego en términos de tensión dramática. Si finalmente no muere a manos de quien tiene morir, me jodería bastante más, la verdad sea dicha; y visto el perfil que hasta la fecha se ha dado al susodicho ejecutor, lo veo bastante difícil, aunque en el último capítulo el responsable del CDC (Dr. Edwin Jenner) le dice una frase trascendente (algo así como que el grupo es inofensivo y que al único que teme o debería vigilar es a él), que no se si juzgar como premonitoria o simplemente como un guiño a los fans.

En cuanto a lo del CDC, aunque realmente no aporta prácticamente nada la historia (personalmente me importa un pimiento cual es el origen de la plaga y la forma en que la infección se propaga en el cuerpo humano), pero estando situado dicho centro de estudio de enfermedades infecciosas en las inmediaciones del lugar donde se encuentra el grupo de supervivientes, parece lógico que traten de trasladarse allí en busca de información o de alguna cura de la infección.

Decía antes que existen situaciones novedosas y desarrolladas de manera más coherente y lógica que en el cómic. Por ejemplo, en el piloto me encantó el encuentro entre Morgan y Rick, ese temor y esa desconfianza del padre de Duane al encontrarse a un hombre herido, creo que es mucho más realista que en el tebeo, y la conversación entre ellos es mucho más profunda. Todo lo relacionado con la mujer de Morgan, que no aparece en el tebeo, es muy emotivo y conmovedor. Y lo mismo puedo decir con la llegada a Atlanta y el vibrante pasaje alrededor del carro de combate abandonado. Otro ejemplo: en el cómic siempre me pareció que lo de volver a Atlanta cubiertos con las tripas y demás menudencias de un muerto para despistar a los caminantes era una malísima idea, algo suicida y absurdo que no venía mucho a cuento. Y lo de ir saltando por los tejados de la ciudad para evitar a los muertos vivientes tampoco me convencía. En cambio en el episodio 2, dada la situación desesperada y sin salida del grupo, encaja muchísimo mejor. Además, el "momento cartera" protagonizado por Rick antes de despedazar a un cadáver me pareció absolutamente genial. Podría seguir: la brutal "despedida" entre Andrea y Amy o lo relativo a Jim (en el cómic su terrible historia la escuchamos en palabras de Glenn, aquí es el mismo quien la relata en medio de un tenso enfrentamiento con el resto del grupo).


Tampoco veo mayor problemática en la inclusión de nuevos personajes. Daryl Dixon es todo un descubrimiento: imposible no tener empatía con él, pese a que como ser humano sea más bien deleznable, como su hermano Merle (un genial Michael Rooker, imprescindible escucharle en V.O.), otro pieza de cuidado al que seguro no tardamos en ver aparecer de nuevo. El resto (Jacqui, Ed (el marido de Carol), Morales, Dr. Edwin Jenner, los "Vatos", T-Dog...) aunque la mayoría sean carne de cañón, en modo alguno traicionan el espíritu del cómic, sino todo lo contrario, sirven para reforzar la idea de que lo fundamental en la serie no son los zombis, sino los seres humanos, con sus grandezas y sus miserias, sus relaciones, sus decisiones y su manera de actuar ante una situación límite.

Bueno, voy terminando que creo me está quedando la reseña bastante confusa y dispersa. Los actores, cumplen con creces. Andrew Lincoln está perfecto como Rick Grimes (pese a mis reticencias iniciales, finalmente el actor británico me ha doblegado con su interpretación y ya no veo a otro en el papel del policía). Lo mismo, puedo decir de Steven Yeun (Glenn) y de Norman Reedus, excelente dando vida al sin par Daryl. Muy solventes están también Jon Bernthal, en su rol de Shane, al igual que Jeffrey DeMunn (Dale) y Andrea (Laurie Holden). Sólo no terminan de convencerme Sarah Wayne Callies (Lori) y sobre todo, Chandler Riggs (Carl).

En definitiva, un gran comienzo que nos ha dejado con ganas de más (y que además ha cosechado un gran éxito de audiencia que ha dado como resultado la confirmación de una segunda temporada con muchos más capítulos). No se vosotros pero no veo el momento de ver en pantalla a Michonne, Tyresse, la granja de Hershel, la prisión, el gobernador de Woodbury...

Ojalá la espera no sea muy larga.

4 comentarios:

Jero dijo...

Bastante de acuerdo en todo, Charlie. No me parece una obra maestra (ni de lejos), pero apunta maneras y si prosigue en la dirección correcta terminará siendo una gran serie. Curiosamente a mí los capítulos que menos me gustaron fueron los que van del 2 al 4 (salvo el final de éste, donde por fin sentí esa "esencia" del comic). El piloto y el quinto me parecieron los mejores con muchísima diferencia. Y el sexto un poco "coitus interruptus", aunque básicamente porque yo andaba muy pendiente de Shane, jejeje...

Los cambios no me molestan en absoluto, aunque tengo la sensación de que los episodios 2 y 3 han estado faltos de chicha y que lo mismo que nos cuentan en 6 capítulos podian habérnoslo contado en 3. Y yo a Lori y Carl los veo bien, la verdad. A la primera le pesa mucho el infausto recuerdo de la Dra. Tancredi de "Prison break", pero aquí yo creo que cumple, y el segundo... bueno, los niños actores dan para lo que dan. Pocas veces se cruza uno con un Haley Joel Osment o un Kodi Smit-McPhee. Habrá que ver cómo defiende este joven actor su personaje cuando las cosas se pongan realmente salvajes...

Dicho lo cual, ¿se atreverán los responsables de la serie a llevarla a las cotas de violencia psicológica y tensión dramática que ya hemos visto en el tebeo? Lo dudo mucho...

charlie furilo dijo...

También lo dudo, camarada. Ojalá me equivoque pero no creo que tengan huevos a mostrar todo de lo Rick y, sobre todo, su hijo Carl, hacen en el cómic. O lo que Michonne le hace al gobernador, por ejemplo...

Mekter dijo...

Pues ya lo habeis dejado todo o casi todo dicho, asi que no me extiendo, sigo en la linea de vuestras letras, y esperaremos con ansia la 2ª temporada, a ver que nos hacen.
Que os parecio el tema de la mano cortada de Merle, ¿un guiño al comic?, o un " ya hemos cortado una mano... no cortaremos más", jejeje.
Me parece que Merle, tendrá mucho que decir en la 2ª temporada, es más juraria aventurandome mucho que ya tenemos gobernador, y no me parece tan mala idea, pero ya veremos a ver....

Un post cojonudo Charlie, y lo de disperso y difuso dejalo para mis post cuando me "recupere", espero estar en breve otra vez a las teclas, en cuantito acabe de montar el negociete. Un Saludo.

charlie furilo dijo...

MEKTER: Me alegra saber que también has quedado satisfecho con la serie. Se ha comentado bastante por la red lo de Merle, su mano amputada y el gobernador, pero sinceramente no le veo mucha relación, la verdad. Como mucho un guiño a los fans del cómic. Realmente espero que en la serie a Rick le corte la mano el gobernador, y ojalá este no sea Merle. Creo que es un personaje del cómic lo suficientemente importante como para obviarlo. Es demasiado hijo puta como para necesitar un móvil de venganza hacia Rick, que es lo que sucedería si convierten a Merle en el regidor de woodbury

Gracias por los elogios y suerte en tu nueva andadura empresarial. A ver cuando actualizas el blog, anda...